sábado, 22 de noviembre de 2008

Elecciones y lluvias: votar, donar e informar

Mañana al fin son las esperadas elecciones regionales. Como antesala, tuvimos un aguacero monumental que colapsó gran parte de Caracas y otros estados. Así que ahora tenemos más cosas que hacer este fin de semana.

En primer lugar, insto a votar. Me da vergüenza cuando me dicen que al menos al 50% de los venezolanos no les importa lo que pase o deje de pasar con el país. Y una se tiene que quedar callada porque esas son, por lo bajito, las cifras de abstención electoral.

En Facebook hay una campaña pro voto tan fuerte que se reseñó en varios medios de comunicación nacionales. En los grupos y eventos de Facebook que invitan a votar, siempre hay al menos 4 o 5 mil invitados que dicen "No asistiré".



En primer lugar, no entiendo como a alguien no le da vergüenza decir que no va a votar, decir que nos está echando a todos los demás el muerto de hacer lo que corresponde por el país. En segundo lugar, se trata de gente que tiene tiempo de mantener un Facebook, con lo absorbente que sabemos que es. Gente que se levanta a las 5 o 6 de la mañana para ir a la playa un fin de semana. Gente que ha hecho colas de 2 y 3 horas para entrar a un concierto.

Esta gente no va a ir a votar. No necesariamente tienen que levantarse temprano, pues pueden ir a cualquier hora del día. No necesariamente tienen que hacer largas colas, pues en muchos centros el proceso fluye y las colas varían dependiendo de la hora del día. No van a demorar ni 10 minutos. Pero aún así no lo harán.

Algunos podrán alegar que se encuentran lejos, que tienen x o y percance. El trabajo no es una excusa válida pues está contemplado en la ley que deben darte tiempo de ir a votar así trabajes el domingo. No se les pide mucho, no deben militar en un partido, movilizarse ni hacer gran cosa, sólo ir a pisar unos botones en una máquina. Pero les da fastidio.

Después de esta descarga anti abstencionista, los invito a que, después de ejercer su derecho, busquen entre sus cosas artículos que puedan donar a las víctimas de las lluvias. No se los pido a aquellos que dijeron que no votarían porque me imagino que les dará más fastidio aún eso de llevar peroles a un centro de acopio.

A continuación, algunos centros de acopio habilitados en Caracas:

- Federación de Centros Universitarios UCV
- Conferencia Episcopal Venezolana
- Parroquias en general de la Iglesia Católica Venezolana
- Centro Comercial Bello Monte, piso 5 (desde hoy sábado a las 9:30)
- Cuartel San Carlos
- Comando de campaña PSUV Puente Hierro
- Comando de campaña Primero Justicia El Hatillo
- Universidad Simón Bolívar
- Universidad Católica Andrés Bello
- Universidad Metropolitana
- Universidad Santa María
- Cruz Roja

Igualmente, se habilitaron como refugios el Colegio Santa Cruz del este y La Ciudadela de Catia, por lo que supongo que allí también recibirán donativos. Quienes conozcan de otros centros tanto en Caracas como en el interior pueden informarlo por esta vía. También tengo entendido que diversos partidos políticos (aparte de los dos mencionados acá) y los consejos comunales se están activando al respecto.

Entre las solicitudes (las usuales en estos casos) están: agua potable, alimentos enlatados, pastillas para purificar el agua, velas, primeros auxilios, sábanas, ropa en buen estado, pañales, toallas sanitarias, fórmula para bebés, alimentos para niños, medicamentos, etc.

Por último, los invito a utilizar la web 2.0 para informar sobre el desarrollo de las elecciones en su localidad. Facebook, Twitter y blogs son perfectos para reflejar hasta en el último rinconcito los pormenores de las elecciones.



Este blog depende de los sucesos de mañana para informar. Ya que fui seleccionada como miembro de mesa suplente, sólo si llegan a la mesa todos los miembros principales, podré volver a casa y publicar. Si no, estaré bien cerca del proceso, trabajando en la mesa electoral.


Blogalaxia: , , , , , , , , , , , ,
Bitácoras.com: , , , , , , , , , , , ,
Technorati: , , , , , , , , , , , ,

1 comentario:

Lluna dijo...

Respaldo absolutamente todo lo que comunicas en tu maravilloso artículo. Solo quería agregar que la caridad no es una limpieza de armario. Se trata de pensar en lo que esas personas sufren y como podemos ayudarlos a sobrellevar sus penas.
Cosas útiles, en perfecto estado, casi nuevas, limpias.
No le lleven un par de sandalias plateadas y pasadas de moda, como he visto en algunos casos, por Dios, piensen en lo primero que ustedes necesitarían si se hubiesen quedado sin nada.

Saludos cordiales